Citas de literatura: Leopoldo Alas, Clarín

Casa de Citas

Búsqueda en citas

Busca cualquier palabra que pueda estar en en una cita literaria. Puedes utilizar el caracter especial * para señalar cualquier caracter; así la búsqueda libr* encontrará tanto libro como libros, librero, etcétera.

Busqueda textual

Resultados de la búsqueda «sexo»


Citas encontradas: 13

¡El arte no tiene sexo!

La Regenta

Leopoldo Alas, Clarín

Con el sexo atravesado por una aguja.

«Oda a Walt Whitman»

Poeta en Nueva York

Federico García Lorca

Y el tornillo penetra como un sexo seguro.

«La fábrica-ciudad»

El hombre acecha

Miguel Hernández

En la penumbra de un cuerpo humano aún sin cara ni sexo.

«Las ruinas circulares»

Ficciones

Jorge Luis Borges

La melancolía del sexo, germen de la gran tristeza humana.

Femeninas

Valle-Inclán

Ella, ¡la infeliz!, condenada a recorrer la vía crucis de su sexo.

Sin rumbo

Eugenio Cambaceres

al norte tu calvicie
al este tus anillos
al oeste el cordial
y al sur tu sexo en vilo

«Cuerpo»

Existir todavía

Mario Benedetti

Las mujeres son un sexo decorativo. No tienen nunca nada que decir, pero lo dicen de un modo encantador.

El retrato de Dorian Gray

Oscar Wilde

El erotismo anima como un numen las normas de aquel momento estético donde la voz del sexo es la voz del futuro.

La lámpara maravillosa

Valle-Inclán

El amor no existe. Lo han inventado las mujeres cloróticas y los poetastros para compensar las frustraciones del sexo.

Siete Domingos Rojos

Ramón J. Sender

Y sus pezones como dos cifras separadas,
y la rosal reunión de sus piernas en donde
su sexo de pestañas nocturnas parpadea.

«Material nupcial»

Residencia en la Tierra

Pablo Neruda

En los países donde la vida es intensamente sexual no existen motivos de lubricidad; en cambio en aquellos pueblos como Alcolea, en donde la vida sexual era tan mezquina y tan pobre, las alusiones eróticas a la vida del sexo estaban en todo.

El árbol de la ciencia

Pío Baroja

No veo por qué en un tiempo dado no habían de ser los hombres el sexo predominante. El que no lo sean hoy, y el que sea absurdo —si es que es absurdo— que lo fuesen, más me parecen argumentos en pro que en contra para opinar que lo hayan sido alguna vez.

La jirafa sagrada

Salvador Madariaga