Citas de literatura: Miguel de Unamuno

Casa de Citas

Búsqueda en citas

Busca cualquier palabra que pueda estar en en una cita literaria. Puedes utilizar el caracter especial * para señalar cualquier caracter; así la búsqueda libr* encontrará tanto libro como libros, librero, etcétera.

Busqueda textual

Resultados de la búsqueda «soledad»


Citas encontradas: 50 (máximo mostrable)

Le temo a la soledad.

San Manuel Bueno, mártir

Miguel de Unamuno

Una isla llamada soledad

«Soledades»

Existir todavía

Mario Benedetti

la soledad no viene sola

«Soledades»

Poemas de otros

Mario Benedetti

Soledad de senos caídos.

Nuevas greguerías

Ramón Gómez de la Serna

Y una redonda soledad absoluta.

Platero y yo

Juan Ramón Jiménez

En la bendita soledad, tu sombra.

«En la desnuda tierra del camino»

Soledades. Galerías. Otros poemas

Antonio Machado

Es una soledad de galopante luto.

«El soldado y la nieve»

El hombre acecha

Miguel Hernández

como un mero aprendiz de la soledad

«Cuerpo docente»

Poemas de otros

Mario Benedetti

La tristeza es amiga de la soledad.

La Celestina

Fernando de Rojas

ciegos en su capucha
mudos de soledad

«Otra noción de patria»

La casa y el ladrillo

Mario Benedetti

Huía de la ociosidad y de la soledad.

San Manuel Bueno, mártir

Miguel de Unamuno

La música callada,
la soledad sonora.

«Cántico espiritual»

Obra poética

San Juan de la Cruz

En la soledad es imposible estar muerto.

La invención de Morel

Bioy Casares

a veces
puede la soledad
ser una llama.

«Intimidad»

Poemas de otros

Mario Benedetti

la soledad también
puede ser
una llama.

«Canje»

Contra los puentes levadizos

Mario Benedetti

¡Soledad del alma que es la más horrible!

Femeninas

Valle-Inclán

Mi soledad no me asusta, es casi olímpica.

El tunel

Ernesto Sábato

Divina Poesía,
tú de la soledad habitadora.

«Alocución de la poesía»

Obra poética

Andrés Bello

Mi soledad se alegra con esa elegante esperanza.

«La biblioteca de Babel»

Ficciones

Jorge Luis Borges

¡Libro, afán
de estar en todas partes,
en soledad!

«¡Libro, afán»

Piedra y cielo

Juan Ramón Jiménez

En mi soledad
he visto cosas muy claras,
que no son verdad

«Proverbios y cantares 17»

Canciones nuevas

Antonio Machado

Y anuncia a la ciudad de los muchos dioses
la soledad de Dios.

«Benarés»

Fervor de Buenos Aires

Jorge Luis Borges

la soledad no es una alegoría
es el paréntesis que nos dejaron

«La vida breve»

Existir todavía

Mario Benedetti

¿Por qué se halla el hombre tan en paz y a gusto en la soledad?

El primer loco

Rosalía de Castro

Soy una cárcel con una ventana
ante una gran soledad de rugidos.

«Eterna sombra»

Cancionero y romancero de ausencias

Miguel Hernández

la soledad te ayuda únicamente
si la vas a colmar de ecos necesarios

«Cantera de prójimos»

Viento del exilio

Mario Benedetti

La soledad sagrada que reina en esos lugares cuando el Dinero descansa.

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato

estás sola
estoy solo
pero a veces
puede la soledad
ser una llama.

«Intimidad»

Poemas de otros

Mario Benedetti

Yo nací libre, y para poder vivir libre escogí la soledad de los campos.

Quijote I

Miguel de Cervantes

Llegar a encontrar refugio en la soledad, en la protección de las paredes.

Tiempo de silencio

Luis Martín-Santos

¿Qué máscara nos ponemos o qué máscara nos queda cuando estamos en soledad?

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato

¿Todo es
soledad de soledades.
vanidad de vanidades,
que dijo el Eciesiastés?

«Poema de un día. Meditaciones rurales»

Campos de Castilla

Antonio Machado

La soledad era mayor en el extranjero, porque la patria era también como el hogar.

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato

El hombre no reposa: quien reposa es su traje
cuando, colgado, mece su soledad con viento.

«El hombre no reposa»

Cancionero y romancero de ausencias

Miguel Hernández

Ahora sabría cuál era el precio actual del héroe o del genio: la más irremediable soledad.

«Aquello que callan los hombres»

Palabras de un asesino

Leopoldo María Panero

Como dos desamparados en medio de la soledad que se acuestan juntos para darse mutuamente calor.

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato

Las estirpes condenadas a cien años de soledad no tenían una segunda oportunidad sobre la tierra.

Cien años de Soledad

Gabriel García Márquez

Y padecen la más horrible variante de la soledad: la soledad del que ni siquiera se tiene a sí mismo.

La tregua

Mario Benedetti

te parece que cortázar podrá llegar más lejos que rayuela
garcía márquez más lejos que cien años de soledad

«El surco»

Quemar las naves

Mario Benedetti

Es demasiado cansado pasarse la vida plantándole cara a la soledad. ¿No resultaría más sensato poder pactar con ella?

Nubosidad variable

Carmen Martín Gaite

Dicen que la soledad es necesaria para alcanzar la santidad. Se han olvidado de que en la soledad la tentación es más grande.

Aura

Carlos Fuentes

esa felicidad
al menos con mayúscula no existe
ah pero si existiera con minúscula
sería semejante a nuestra breve pre soledad

«Soledades»

Poemas de otros

Mario Benedetti

Y estoy abrazado a ti
sin mirar y sin tocarte.
No vaya a ser que descubra
con preguntas, con caricias,
esa soledad inmensa
de quererte solo yo.

«La formar de querer tú»

La voz a ti debida

Pedro Salinas

Quiso bien, fue aborrecido; adoró, fue desdeñado; rogó a una fiera, importunó a un mármol, corrió tras el viento, dio voces a la soledad, sirvió a la ingratitud.

Quijote I

Miguel de Cervantes

Un tiempo enorme […], porque no se medía por meses y ni siquiera por años, sino, como es propio de esa clase de seres, por catástrofes espirituales y por días de absoluta soledad y de inenarrable tristeza.

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato

Desde entonces, Su fantasía y Su extravagancia infinitas se manifiestan de mil maneras. Y por eso llueve en el mar, y se pierden innumerables puestas de sol en el desierto, y la alondra canta en soledad y las mujeres permanecen perplejas a la vista del mal triunfante.

La jirafa sagrada

Salvador Madariaga

Estar en el extranjero era tan triste como habitar en un hotel anónimo e indiferente; sin recuerdos, sin árboles familiares, sin infancia, sin fantasmas; porque la patria era la infancia y por eso quizá era mejor llamarla matria, algo que ampara y calienta en los momentos de soledad y de frío.

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato

Mucho mejor me sabe lo que como en mi rincón sin melindres ni respetos, aunque sea pan y cebolla, que los gallipavos de otras mesas donde me sea forzoso mascar despacio, beber poco, limpiarme a menudo, no estornudar ni toser si me viene gana, ni hacer otras cosas que la soledad y la libertad traen consigo.

Quijote I

Miguel de Cervantes

La poesía es una bellísima doncella, casta, honesta, discreta, aguda, retirada, y que se contiene en los límites de la discreción más alta. Es amiga de la soledad, las fuentes la entretienen, los prados la consuelan, los árboles la desenojan, las flores la alegran, y, finalmente, deleita y enseña a cuantos con ella comunican.

«La gitanilla»

Novelas ejemplares

Miguel de Cervantes

Siempre —decía— llevamos una máscara, una máscara que nunca es la misma sino que cambia para cada uno de los papeles que tenemos asignados en la vida: la del profesor, la del amante, la del intelectual, la del marido engañado, la del héroe, la del hermano cariñoso. Pero ¿qué máscara nos ponemos o qué máscara nos queda cuando estamos en soledad, cuando creemos que nadie, nadie, nos observa, nos controla, nos escucha, nos exige, nos suplica, nos intima, nos ataca?

Sobre héroes y tumbas

Ernesto Sábato